partlycloudy
9:50 am
Noticias  •  Su Dinero  •  Mexico  •  Deportes  •  Entretenimiento
  • Tamaño de Tipo: A A A
  • ImprimirImprimir
  • EmailEmail
  • Compartir

Futuro nublado para los Suns

Phoenix, Arizona

El porvenir de los Phoenix Suns se antoja incierto tras una temporada en la que la franquicia está atravesando más complicaciones de las esperadas. Motivos y posibles soluciones hay muchos y variados, pero nadie tiene la varita mágica para saber el movimiento correcto que torne la tendencia negativa por la que atraviesan los de Arizona.

Dos salidas importantes: Nash y Hill

La temporada ya comenzó atravesada. Los dos veteranos, Steve Nash y Grant Hill, abandonaron Arizona rumbo a Los Ángeles para jugar con los Lakers y los Clippers, respectivamente. Pese a su edad (39 años Nash y 41 Hill), su marcha se está notando sobremanera en un equipo que echa de menos un líder dentro y fuera del vestuario. El balance de victorias y derrotas ha pasado del 50% (33-33) la temporada pasada al 35% (15-28) ésta.

Equipo decente, pero...

Los Suns adquirieron esta temporada a Luis Scola, Goran Dragic y Michael Beasley, además de jugadores menos importantes en la rotación como Wesley Johnson, P.J. Tucker y Jermaine O'neal. Añadiendo a Jared Dudley, Shannon Brown, Markieff Morris, Sebastian Telfair y Marcin Gortat, queda un equipo con jugadores ideales para un rol ofensivo secundario, pero... ¿Dónde está el jugador franquicia, el "go-to player" que todos los grandes equipos tienen en sus plantillas (algunos cuentan incluso con más de uno)? He aquí el principal problema de los Suns: necesitan un jugador que anote 20 puntos por noche, una referencia en ataque más que un equipo "a la europea" con muchos jugadores correctos pero ninguno por encima del resto. Un dato constata esta teoría: el máximo anotador de los Suns es Dragic con 14 puntos por partido, pero es el último si elaboramos una lista con el máximo anotador de cada equipo de la NBA.

Solución: ¿Agentes libres, traspasos, draft?

Los de Arizona tienen algo positivo: su espacio salarial disponible para atraer a agentes libres. Los Suns están pagando actualmente 57 millones 208 mil 596 dólares en sueldos (el segundo equipo de la NBA más ahorrador en este aspecto), muy lejos de los 100 millones 87 mil 153 que gastan los Lakers. También sería interesante conseguir un traspaso como el que ha sonado en las últimas fechas, Rudy Gay.

El jugador de los Memphis Grizzlies ocuparía el puesto que más necesitan los Suns, el de alero, ayudaría al equipo con cerca de 20 puntos por partido, y sentaría en el banquillo a un Tucker, titular durante el último mes, que jamás debería tener más de 10 minutos en un equipo de la NBA que se precie. También reduciría, si es que no es posible su marcha, el tiempo en pista de Beasley, un jugador con la peculiar cualidad de escoger siempre la peor opción ofensiva.

Para el draft de 2013, los Suns tendrán tres elecciones en primera ronda, pero como a perro flaco todo son pulgas, resulta que los expertos coinciden en que dicho draft será uno de los peores de los últimos años. Además, pese a que el equipo es el cuarto peor de la NBA, nada garantiza la suerte necesaria para conseguir la primera elección, fundamental para una futura reconstrucción de la franquicia. Además, hay que tener buen ojo con el jugador en cuestión.

A no ser que te llames San Antonio Spurs y te saques de la manga a Ginóbili en el puesto 57 en 1999 y a Parker en el 28 de 2001, se pueden producir casos lamentables como la elección de Kwame Brown como número uno en 2001 o incluso la del propio Beasley en el puesto dos en 2008. Luego está la paciencia necesaria para pasar de ser un equipo perdedor a uno ganador gracias a elecciones de draft. Los Oklahoma City Thunder fueron de los peores equipos durante varios años hasta ser lo que hoy son. No en vano, pudieron elegir a Durant como número dos en 2007, a Westbrook como cuatro en 2008 y a Harden como tres en 2009 para conseguir llegar a una final en 2012. Ningún equipo se hace grande de un día para otro.

Entrenador nuevo, estilo nuevo

Lindsey Hunter ocupará el banquillo de los Suns tras la destitución de Alvin Gentry. Hunter fue un gran base defensivo durante su carrera en la NBA, especialmente fructífera en su paso por Detroit Pistons. De hecho, ya ha afirmado que intentará que los Suns defiendan, provoquen pérdidas y corran en ataque. Hunter ganó dos anillos en 2002 y 2004 con Lakers y Pistons, respectivamente, con lo que intentará transmitir algo de lo que adolece el equipo: su espíritu ganador.

  • Tamaño de Tipo: A A A
  • ImprimirImprimir
  • EmailEmail
  • Compartir